Voy a ser papa

La emoción por emprender el camino hacia la paternidad es muy impresionante y muchas veces necesita hasta tiempo para asimilar la idea de que ya no serás una persona que solamente debe pensar en sí misma, sino que tienes un hijo que será ahora tu prioridad y que nunca se irá de tu lado. papavoyAl principio puede asustar el hecho de que los pañales, juguetes y mamaderas estarán alrededor de tu vida, pero con el tiempo podrás disfrutar mucho de esta sensación tan intensa que significa ser padre.

Principalmente, el trabajo pesado lo carga la madre y por eso debes como padre pensar en todo aquello que está a tu alcance para poder ayudarla y que esta aventura sea algo bello que el día de mañana puedan recordar. La mamá cuidará de su bebé en todo momento y tú también lo harás, pero es importante que cuides de ella para darle toda la fuerza y el cariño que necesita para dedicarle al bebé de los dos. Una relación fuerte hace que la paternidad sea más sencilla porque de esta forma se pueden complementar para cuidar a su hijo y que ninguno de los dos se sienta con mucha carga por delante o excluido de las tareas diarias.

papavpusComo papá, te gustará que tu hijo se relaje cuando lo tomes en brazos, que se sienta tranquilo y cómodo en tu compañía. Ese vínculo tan importante se hace desde la panza de la madre porque puedes hablarle, puedes acariciarlo, cantarle y decirle su nombre inclusive. Cuando el bebé nazca conocerá tu voz y sabrá que le has estado hablando durante mucho tiempo, por lo que serás muy cercano a él como lo es su mamá. Al principio tu bebé tendrá que adaptarse al mundo y ustedes como padres tendrán que adaptarse a él, por eso es bueno que se tomen un tiempo para aprender a convivir en la nueva realidad.

El bebé dormirá mucho al comienzo y será una buena oportunidad para que tu mujer descanse, para que puedan compartir películas o algo que los dos disfruten. Con el tiempo tendrá menos horas de sueño y así empezará a involucrarse en esta nueva realidad, si le has puesto música o le has hablado durante el embarazo podrás ser de gran ayuda en la contención del pequeño que querrá empezar a agarrar cosas, ver colores, hacer ruidos y aprender a manejar cada parte de su cuerpo.